EL MARIDO Y EL GATO (EL MARIT I EL GAT)

Texto y música : Miquel Pujadó.


Ha pasado más tarde que temprano / pero el momento al fin llegó: / te has deshecho de tu marido / y ahora tienes un gato en casa. / Con el cambio de mascota / creo que has salido ganando. / La mejora se nota / sólo con echar un vistazo a tu alrededor. /
Cuando un gato se estira en el sofá / sólo ocupa un rincón, / no apesta ni se emborracha de cerveza. / Y nunca te maltratará / ni querrá imponerte derechos, / y al abrir la boca no dice estupideces. / Y no quiere para él sólo / el jodido mando a distancia: / prefiere la luna a ciertos programas. / Hasta el sacrosanto fútbol / le resulta indiferente. / No hace de la vida un drama / estúpido y estridente. / Un gato es un buen compañero, / yo diría que excelente / siempre que me tengas a mí como complemento. / Ha pasado… /  Un gato es siempre juicioso. / No se sabe comportar / de forma violenta, y no araña / a menos que le provoquen, así / como sueles hacer tú. / Entonces sí: te deja la cara como un mapa. / No verás que deje pelos / en la ducha ni que se mee / en el lavabo. De hecho, es un poeta / engendrado bajo otros cielos / que algún dios te destinó / para hacer más limpia / el agua de tu mar. / Un gato… / Ha pasado… / Cuando te llamo, nunca un gato / querría descolgar, / y si lo hiciera no respondería con mala leche. / Sabe que tienes libertad / para escoger / y le importa un carajo lo que hagas o dejes de hacer. / Y aúnque se sabe el rey, / cuando tu y yo nos metemos en la cama / me cede dignamente su puesto. / Eso sí que es fair-play: / que aprendra, tu marido, / si no tiene el cerebro ya demasiado / rancio y licuado / Un gato…